TRUCOS PARA LUCIR UN ROSTRO FINO Y DELGADO

Tip Rostro Fino

Somos muchas las que tenemos un rostro más bien redondito, con mejillas llamativas que desearíamos disimular. ¿Cómo conseguir un rostro más fino sin tener que sufrir y sin apenas esfuerzo? Con sencillos trucos de belleza que te irán muy bien. Te invitamos a descubrirlos.

1. El mejor peinado para conseguir un rostro más fino
cara fina

Para poder lucir un rostro más fino sería conveniente que evitáramos el cabello rizado o ondulado. Al caer en nuestra cara consigue marcar aún más unas facciones amplias, así que mejor intentamos lucirlo siempre lacio o escalonado. El mejor consejo es que el pelo lacio afine las mejillas y si siempre sueles tenerlo rizado, intenta que las ondas sean lo más suaves posibles.

Evita también que el largo sea hasta la mandíbula. Mejor más largo o incluso más corto, pero nunca a esta altura, ya que hace que la mandíbula sea más ancha. Lo ideal es que el corte sea por encima de la barbilla para que las miradas se vayan a nuestros pómulos consiguiendo un efecto más suave, un rostro más fino.

¿Y qué hay del flequillo? ¿Corto, largo, con flequillo o sin flequillo? En este caso el más favorecedor es el flequillo de lado y asimétrico, tal y como es en la imagen de arriba. Con este corte, disimulamos rendodeces y suavizamos las facciones. Verás qué bien te queda. Como último consejo decirte también que lo mejor es que te hagas la raya a un lado, nunca en el centro, ya que si lo dividimos en dos partes la cara se endurece.

2. El mejor maquillaje para conseguir un rostro más fino
maquillaje_

1. Colores suaves en los labios
Es lo mejor. Puede que seas una apasionada de los colores fuertes, y de esos rojos tan favorecedores, pero lo mejor es que elijamos tonalidades suaves para suavizar el rostro, evitando así que la mandíbula no aparezca muy dura y que el equilibrio del rostro se muestre más uniforme. Si eliges tonos rosados o un bonito nude, la boca de ve más alargada y logramos un equilibrio para dibujar un rostro fino muy agradable. Recuerda, son geniales los glosses, rosados y nudes.

2. El rubor adecuado en las mejillas
¿Sueles utilizar coloretes? Si es así estupendo, son un gran aliado para nosotras. En este caso sería perfecto utilizar un bronzer que nos aporte luz y matices en las mejillas. Para ello utiliza una brocha en diagonal desde el centro de la mejilla hasta la linea del cabello, una linea que acaba en la parte más alta de nuestro rostro, casi en las esquinas de la frente. Busca siempre una linea diagonal y nunca recta, ya que así la luz de los coloretes dibuja un rostro más fino y nunca cuadrado.

Son muy adecuados los tonos que dan luz, no te inclines por las tonalidades oscuras, mejor un blush radiante y luminoso o uno de estos coloretes que dan un efecto bronceado. Te quedará muy bien.

3. ¿Qué sombras son las más adecuadas?

Ya sabes que hay una regla de oro. Si maquillas mucho tus ojos prescinde de utilizar un color fuerte en los labios. Y si eliges un color fuerte para tu boca, el maquillaje de tus ojos debe ser muy suave. Así que si en nuestro caso es mejor no utilizar tonos altos en la boca, jugaremos mucho con nuestros ojos y con las sombras. Utiliza rímel, delineador, un bonito khol que ribetee tus ojos, será perfecto para que toda la luz se centre en nuestra mirada, en esa parte de arriba y no en la parte de abajo del rostro. Elige esos colores que más se ajusten al color de tus ojos, utilizando sombras con los que conseguir luminosidad y atractivo.

4. ¿Pueden las cejas ayudarnos para crear un rostro fino?

Desde luego que pueden ayudar, y mucho. Ya sabes que últimamente están de moda las cejas amplias y llamativas, y en el caso de que queramos conseguir una cara más delgada serán también nuestras aliadas. Pero tranquila, no se trata en absoluto de dejarlas al natural sin depilarlas jamás, al contrario, lo que haremos es perfilarlas adecuadamente pero consiguiendo que sean de trazo amplio terminando en una puntita finita en su extremo en dirección a la frente. Con ello damos así un marco precioso a nuestros ojos, relucen más y, como siempre, ofrecemos toda la atención a la parte alta del rostro.

Con un pelo escalonado más alto del mentón o más largo de esta parte, con un flequillo de lado y lacio, conseguiremos sin duda una imagen mucho más suave. Mientras, para bajar un poco el volumen de las mejillas siempre es recomendable seguir una dieta baja en grasas donde eliminemos la sal, ya que con ello retenemos líquidos y el rostro aparenta algo más hinchado. Con una nutrición adecuada y estos sencillo consejos económicos y fáciles, ya verás como te ves más atractiva.

Comentarios

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *